mayo 18, 2022

Nuevo testimonio implica a exministro Juan Silva en red de corrupción del MTC

Pruebas ● Chats evidencian injerencia de Zamir Villaverde en contratación de allegado suyo en Provías Nacional para dirigir millonarios contratos ● Empresario hizo alarde de su cercanía a Palacio y a ministro.

A los testimonios de dos colaboradores eficaces, Karelim López y el N° CE-01-5D-2FPCEDCF-2022, ahora se suma la declaración de un testigo de la fiscalía que ratifica que el empresario Zamir Villaverde era uno de los operadores del presidente Pedro Castillo y del entonces ministro Juan Silva en el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) para nombrar a funcionarios en puestos claves. El fin era que luego estos dirigieran irregularmente millonarios contratos a un grupo de empresarios afines a sus intereses.

“[Zamir Villaverde] me comentó que había visto que Provías sacaba obras y procesos, a lo que le dije que eso lo veía el comité especial, que es autónomo. Él [Villaverde] me da a entender […] que él estaba allí por el ministro y que venía de Palacio de Gobierno, por lo que lo escuchaba y le reiteré lo del comité de selección, [que] es el responsable y no yo. Luego de ello, le pregunté si estos temas los sabía la viceministra, a lo que me dijo que esto ya lo sabía el ministro, en alusión a Juan Silva, y que esto viene de Palacio, dando a entender que no estaba tratando con cualquiera y que [él] tiene poder”. Esta fue la declaración de Jorge Luis Cortegana Sánchez, ex director ejecutivo de Provías Nacional, el 1 de abril ante la fiscal de Lavado de Activos, Luz Taquire, sobre la conversación que sostuvo con el empresario Zamir Villaverde en la sede del MTC.

Cortegana relató que cuatro días después de haber asumido el cargo por recomendación de la exviceministra Verónica Cáceres de Chávarri, fue convocado por el ministro Silva a su despacho. El exdirector de Provías dijo a la fiscal que cuando ingresó a la oficina del extitular de Transportes, se percató de que había una persona a la que no conocía y que Juan Silva lo presentó a él como el director de Provías.

Según el exfuncionario, esta persona comentó abiertamente que había un pago por un arbitraje y que reclamaba que se presentaba a nombre de alguien para realizar dicha gestión, pero no precisó a quién se refería. “En ese momento, el ministro dijo que ese tema lo conversemos entre ambos y procedió a retirarse”, explicó Cortegana.

Agregó que le pidió al recomendado del ministro Silva que lo acompañara hasta las oficinas de Provías, ubicadas en el tercer piso del MTC, para conversar sobre el arbitraje. En la sala de reuniones, relató Cortegana, esta persona “se presentó como Zamir Villaverde” y dijo que iba para cobrar un pago sobre un arbitraje que adeudaba Provías.

Luego, contó el testigo, “me habló del ingeniero Hugo Trece, a fin de que entre a trabajar a Provías a ocupar el puesto de subdirector de la Dirección de Conservación Vial”.

Esa unidad se encarga del mantenimiento periódico y la atención de emergencias viales, que incluye estructuras de transporte como puentes. También ejecuta proyectos de inversión para el mejoramiento de carreteras.

Según su versión, Cortegana le respondió a Villaverde que apenas tenía algunos días en el cargo, que había llegado solo, sin personal de confianza y que debía evaluar al personal de Provías antes de contratar a alguien.

Al día siguiente, el 21 setiembre del 2021, Cortegana comenzó a recibir mensajes de WhatsApp del celular de Villaverde en los que insistía con el nombramiento de Hugo Trece en la subdirección de la Dirección de Conservación Vial. Además, le adjuntaba un archivo con su currículum vítae y el mensaje: “No tiene ningún antecedente ni sanción administrativa ni problemas. Conoce bastante de este tema, va a aportar mucho a la gestión. Es de carrera en ese lugar”.

Cortegana explicó que no respondía los mensajes de Villaverde, pero el empresario insistía. A las 2:21 p.m. de ese día, el empresario le escribió: “Hola, José. Buenas tardes. Por favor, ver el tema del señor Trece”.

El testigo tampoco respondió. Tres horas más tarde, en el que sería el último mensaje vía WhatsApp, a las 5:31 p.m., Villaverde le dijo: “José, buenas tardes. Estoy notando que no hay una buena comunicación contigo”. Después de ese mensaje, no hubo más comunicación entre ambos.

Fuente: El Comercio